Cáncer: terapias y tratamientos

Una visión diferente sobre el cáncer

Letrozol reduce recidivas y diseminación del cáncer de mama tras cirugía

Posted by ayudacancer en octubre 11, 2006

Reducir el riesgo de recidiva, incluso en las mujeres con más probabilidades de recurrencia, y los efectos adversos de las terapias son algunos de los retos pendientes para los oncólogos que tratan esta patología. El congreso de la ESMO analizó algunas vías para alcanzarlos.  De la mano del estudio BIG 1-98 (siglas en inglés de Grupo Internacional de Mama) en este ensayo clínico participan casi 5.000 pacientes posmenopáusicas con cáncer de mama hormonosensible,  y ha sido presentado en el 31er Congreso de la Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO), celebrado en Estambul (Turquía) entre los pasados 30 de septiembre y 3 de octubre.En concreto, los resultados avanzados del BIG 1-98 a 51 meses de seguimiento confirman que el tratamiento inicial con letrozol después de la cirugía de cáncer de mama reduce un 18 por ciento el riesgo global de recidiva y un 19 por ciento el de diseminación del cáncer a otra zona del organismo. Unos datos que Alan Coates, catedrático de Medicina de la School of Public Health de la Universidad de Sidney (Australia) califica de “muy importantes”, sobre todo en relación a los adelantados en 2005 tras 26 semanas de seguimiento, ya que “confirman el mantenimiento de la eficacia del tratamiento y la reducción de los efectos adversos, y que el cumplimiento de los objetivos son estables en el tiempo”. “Además —añadió—, los resultados hacen intuir que posteriormente puedan traducirse en un mayor impacto sobre la supervivencia total de las pacientes”.

Por otra parte, el uso de letrozol —inhibidor de la aromatasa (IA) comercializado por Novartis como Femara— permitió una mayor supervivencia libre de enfermedad en dos grupos de pacientes con especial riesgo de recidiva: las que ya presentan nódulos positivos en el momento del diagnóstico y las que han recibido quimioterapia previa al tratamiento hormonal. En estos grupos el riesgo de recidiva se redujo en un 23 y un 26 por ciento, respectivamente. Además, en las pacientes cuya enfermedad presenta nódulos negativos, este riesgo disminuyó en un 12 por ciento, comparado con el 2 por ciento logrado con 26 semanas de tratamiento —cifra que, sin embargo, los investigadores consideran estadísticamente no significativa—. Ello confirma, por primera vez, que la administración de este IA puede beneficiar a este subgrupo de pacientes.

En cuanto al perfil de seguridad del fármaco, los datos presentados en la última cita de la ESMO demuestran que letrozol no provoca un aumento de los eventos adversos en pacientes tratadas a más largo plazo”, según explicó el profesor Beat Thürlimann, director del BIG 1-98. “Hasta hace dos o tres años, tamoxifeno era el tratamiento estándar para estas pacientes, pero no tenía ningún efecto sobrepasados los cinco años y, en muchos sentidos, es tóxico, por lo que necesitaba una alternativa”, señaló por su parte Alfredo Covelli, de Novartis Oncology. Entre los efectos secundarios asociados a este IA, los más frecuentes fueron sofocos, fatiga, artralgias y náuseas. Frente a tamoxifeno, las pacientes tratadas con letrozol sufrieron menos eventos tromboembólicos, patologías endometriales, sudoraciones nocturnas y sangrado vaginal, menor grado de hipercolesterolemia y eventos cardiovasculares y, eso sí, más artralgias y fracturas de hueso, explicó Coates. Con el fin de paliar esta pérdida de densidad mineral ósea (DMO) vinculada al uso de los IA, otro ensayo clínico en marcha, el Zo-Fast/ZFast, estudia los resultados de administrar este fármaco en combinación con ácido zoledrónico. Según datos presentados en marzo, en la V Conferencia Europea sobre Cáncer de Mama, a 12 meses de seguimiento la DMO aumenta significativamente en pacientes con cáncer de mama que tomaban letrozol y recibieron tratamiento precoz con ácido zoledrónico frente a las que, tomando el primero, recibieron tratamiento tardío con el segundo.

Letrozol, de administración oral una vez al día, está aprobado para mujeres con cáncer de mama hormonodependiente, ya sea como tratamiento inicial inmediatamente después de la cirugía o adyuvante de continuación, una vez concluida la terapia con tamoxifeno durante cinco años.

2 comentarios to “Letrozol reduce recidivas y diseminación del cáncer de mama tras cirugía”

  1. maria del carmen said

    hace casi 7 a;os fui operada tratada con quimioterapia y rayos
    deicada 2 años y medio con tamoxifeno,2años y medio con anastrazol
    y ya llevo 15 meses con letrozol,me gustaria recibir informacion.
    me produjo suba de presion artial y colesterol,pero menos calores que los anteriores desde ya muchisimas gracias
    Maria del Carmen

  2. mercedes said

    mi historial es operada tumor ductal infiltrante mama izquierda. rayos 25 sesionesy quimioterapia 6 ciclos. luego comienzo con tamoxifeno..mi preg. es tamoxi mejor que letrozol, en mi caso?.ganglios negativos.tengo este tratamiento por 5 años.Conviene isterectomía? para evitar endometrio dejando ovarios ó vaciamiento total? en el segundo caso,qué complicaciones puede haber?.Espero vuestra respuesta.Gracias desde ya.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: